• Feed RSS

1/11/2012

ESTUDIOS SOBRE LA ORIENTACIÓN SEXUAL


Bailey et al (2000), Dawood et al (2000).  Render et al (2000), Rahman & Wilson. (2003). Estudios realizados sobre genética y orientación sexual con gemelos, arrojaron luz sobre el posible papel de la herencia. Bailey et al (2000). Los gemelos monocigóticos, o gemelos idénticos, se desarrollan a partir de un solo ovulo fertilizado y comparten el 100% de su herencia.

Los gemelos visigóticos o mellizos, se desarrollan a partir de los óvulos fertilizados y como otros humanos y hermanos comparten el 50% de su herencia, así que si la orientación sexual gay masculina o lesbiana se transmiten genéticamente encontrarse el doble de numero de gays entres los gemelos idénticos  que entre los mellizos.
Como los gemelos idénticos y los mellizos que crecen juntos comparten las mismas influencias del entorno, las diferencias en el grado de concordancia, para un rasgo dado, entre los tipos de gemelos, son indicativos de origen genético.
En uno de los estudios más cuidadosamente dirigido, cerca del 52%  de las parejas de gemelos idénticos resultaron ser “concordantes” de acuerdo con una orientación sexual gay masculino, comparada con el 22 por ciento de los mellizos y solo el 11 por ciento de los hermanos adoptivos (Bailey  200 3 k., Bailey y Pillard 1991).
Los investigadores han encontrados evidencias de que existe relación entre una región del cromosoma sexual  x  y una orientación sexual gay masculina, (Bailey et al 1999). Un grupo de investigadores encontraron que los hombres gay tendían a tener más familiares gays masculinos, por parte materna, que lo que podría  tener la frecuencia de la población general, sin embargo no tenían un mayor número de familiares gays por parte paterna.

Este patrón de herencia es coincidente con otras características genéticas, como la hemofilia, que está relacionado con el cromosoma x, que recibieron de sus madres. Al examinar el cromosomas x en 40 parejas de hombres gays, hermanos no gemelos.
En 33 de las parejas, los hermanos tenían marcados idénticos el ADN en el extremo del cromosoma x.  Para los hermanos en general, cerca de la mitad debería haber heredado esta estructura cromosomatica.
Por tanto, se sospecha que esta región cromosomatica puede tener un gen que predispone a los hombres hacia una orientación sexual gay.

 Eisemberg y Wechsler (2003)  Información de los estudios de un estudios entre más de 10,000 estudiantes de 119 facultades; los resultados arrasados son el 6.1 por ciento de los estudiante dijeron Haber tenido relaciones con personas de su propio sexo.
Como veremos el porcentaje del 6 por ciento es probablemente en doble del porcentaje de homosexuales que hay en la población. En ausencia de una válvula de escape de heterosexual, los adolescente las poblaciones aisladas, como las internas de las cárceles, pueden tener relaciones sexuales con persona de su propio sexo, mientras mantienen su identidad de heterosexuales.
También los hombres gays las lesbianas pueden participar en actividades sexuales con un hombre y una mujer mientras mantienen una orientación sexual gay. La orientación sexual no necesariamente se expresa en la conducta sexual.

Master y Jonhson (1979) en su estudio sobre los homosexuales, encontraron que muchas personas gays decían tener fantasía acerca de llevar de a cabo algún tipo de actividad sexual con persona del otro sexo.
Así la atracción por persona del otro sexo o del mismo sexo no siempre es mutualmente excluyente. Las personas pueden sentir varios grados de interés sexual y tener experiencias sexuales con los de cada sexo.

 Kinsey y sus colega (1984-1953) encontraron evidencia de un continuo en la orientación sexual entre persona que estudiaron, donde la bisexualidad representa un  punto medio entre una orientación exclusivamente heterosexual y una orientación exclusivamente gay masculina o lesbiana.
Concibieron un  continuo heterosexual en una escala de siete puntos, Kinsey y sus colegas establecieron que cerca de 4 por ciento de los hombres y entre y entre 1 y 3 por ciento de las mujeres de sus muestras eran exclusivamente gays. Los datos de Kinsey sugerían que cerca del 10 por ciento de la población de estados unidos eran gay o predominantemente gay, un número que excedía radicalmente las estimaciones del momento.

Los estudio de Alfred Kinsey se llamaban comportamiento sexual de hombre humana, y comportamiento de la mujer humana, en ambos estudios se utilizó una escala de siete puntos para definir el comportamiento sexual, desde y para personas completamente heterosexual, hasta 6 para persona completamente homosexual.
Kinsey concluyo que todos excepto a un pequeño porcentaje de la población eran un poco homosexuales o bisexuales, encontrándose entre los valores 1 y 5. El también informo que un 37 por ciento de la población de varones en los E. Habían alcanzado el orgasmo entrando en contacto con otro varón durante la adolescencia.